ZOOM BEAUTY

Sombra rosa: tu nuevo look de festival

Por Brenda Otero, 2 mayo 2017

Las primeras citas festivaleras están a la vuelta de la esquina y ya es hora de empezar a pensar en los asuntos importantes: qué artistas vas a ver y qué looks vas a llevar. Centrémonos hoy en el momento 'beauty' con una tendencia directamente traída de la gala del Met. Varias de las invitadas quisieron ir en sintonía la temática de la cita, dedicada a la diseñadora japonesa Rei Kawakuwo de Comme des Garçons, con un maquillaje de inspiración nipona. La sombra fucsia es un guiño a los pigmentos rojos con los que se pintan el rostro las geishas. Así es como Rihanna, Selena Gomez y Jemima Kirke han reinterpretado esta tradición japonesa...
Selena Gomez en la gala del Met

Imagen: Getty

Para probar

Estamos de acuerdo con que eres la reina de la purpurina, pero ahora toca cambiar y atreverte con un maquillaje festivalero diferente. Fíjate en Selena Gómez para pintar tus párpados con una sombra rosa fucsia a juego con tu look años ochenta. Para conseguir un efecto tan fresco como el de Selena, maquilla tus ojos con una forma alargada hacia las sienes y perfila el párpado inferior con un lápiz rosa metalizado. Mantén tu peinado sin complicaciones y añade un 'choker' de cadena como el de la cantante. La mejor manera de tantear la tendencia. Si funciona, también te servirá para salir de fiesta.
Jemima Kirke en la gala del Met

Un paso más

Jemima Kirke (Jessa en Girls) ha apostado por un maquillaje geométrico con toques de rosa y amarillo. Es el maquillaje original que estabas buscando para los primeros selfies de festival. Mantén el párpado inferior con un brillo muy sutil y concéntrate en dar pinceladas de color alrededor de los ojos. La actriz ha usado amarillo para el lagrimal y rosa para la parte exterior del ojo. Si te animas, crea formas geométricas en rosa como Jem y los Hologramas. Googeléalo. 
Rihanna en la gala del Met

Imagen: Getty

A tope

Rihanna no se ha quedado en medias tintas y ha ido a por todas con la tendencia. No esperábamos menos de ella. Su sombreado ha sobrepasado el perímetro de los ojos y se ha fundido con el colorete con un resultado sorprendentemente favorecedor. Para sacarle el mayor partido a esta idea no te olvides de usar iluminador en el arco de las cejas, el lagrimal y cerca de las aletas de la nariz para que los brochazos de color no se conviertan en manchas sin forma. De nivel avanzado.

¿QUÉ TE HA PARECIDO?