Un vestido de seda probablemente no sea lo primero que te venga a la cabeza cuando piensas en la boda de invierno a la que estás invitada. Pero si añades un color festivo y un par de zapatos de infarto, ya tienes lookazo ganador. Hailey Baldwin lo demuestra con este en rojo cortadao al bies. Y acuérdate de que tu ex también ha confirmado asistencia: necesitas un subidón de autoestima en forma de vestido...