Si hubiera que elegir un tejido que representarse este otoño-invierno, el ganador sin duda sería el terciopelo. Pero quítate las imágenes de cortinajes de la cabeza: el nuevo 'velvet' es contemporáneo, sexy y muy 'cool'.