El estilo arreglado-desarreglado es una de esas cosas que parecen muy fáciles pero que resultan el colmo de lo complicadas cuando las probamos en casa. Juraríamos que se trata de una quimera, si no fuera por personas como Kristen Stewart, que perfeccionan el arte de resultar 'cool' sin esfuerzo (aparente). Todavía nos acordamos de su aparición en la alfombra roja de Cannes con unas zapatillas Vans negras, pero este momento de camiseta y raya de purpurina no se queda atrás en nuestro ranking de looks memorables de la actriz.