Hay prendas de esas que, una vez entran en tu armario, se quedan para siempre y este abrigo de pelo es una de ellas. Por si te quedaban dudas sobre cómo combinarlo con tus looks de diario, fichamos esta idea de nuestra top blogger Sara de Collage Vintage. ¿La clave? Mantén la simplicidad con el resto del look y combina este abrigo con básicos de colores que encajen, el denim lavado y un jersey tostado por ejemplo. Remata el look con otro elemento retro (a juego con el abrigo) como unos botines de piel de serpiente. ¡Qué empiece a nevar!